World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

¿Qué hacen los sindicatos por ti?

16 sept. 2010


Ante los ataques que están sufriendo los sindicatos por parte de muchos medios de comunicación y de algunos políticos "impresentables" como Esperanza Aguirre, les recuerdo para qué sirven los sindicatos y si usted está de acuerdo, no se olvide de ello el día 29 de septiembre.



Dura un poco más de un par de minutos

17 comentarios:

RGAlmazán dijo...

No tengo ninguna duda de la imprescindibilidad de los sindicatos. Lo cual no quita para que, al igual que las demás instituciones, estén sujetos a críticas. Todo es mejorable. Lo que no vale es la crítica porque sí. Cuando algún trabajador se preguna ¿qué hacen los sindicatos por mí? debería también preguntarse ¿qué he hecho yo por los sindicatos? Porque los sindicatos están formados por trabajadore, y están sometidos a la crítica y el voto de los mismos. Y hay gente que lo olvida.
Besos.

Salud y República

16 de septiembre de 2010, 9:13
Txema dijo...

Estoy de acuerdo con vosotros en el papel esencial de los sindicatos. Pero en este país el nivel de afiliación y de compromiso es ínfimo y, de ahí, los problemas que se producen.

Se critica el hecho de que siempre son los mismos los que están enntre los dirigentes o entre los representantes en los comités.

Pero, a la hora de buscar candidatos, muy pocos quieren participar y al final casi hay que lanzar "ofertones" para que alguien se incluya en las listas y con la condición de "no salir elegido". ¿Qué clase de sindicalismo es este?

Y a consecuencia de eso es verdad que se cuelan muchos impresentables que se aprovechan de su papel sindical y sirven de coartada a los que denuestan el sindicalismo.

un abrazo.

16 de septiembre de 2010, 10:50
Dilaida dijo...

Opino como Txema y estoy de acuerdo en que se cuelan muchos impresentables que no sólo se aprovechan de los sindicatos y abusan continuamente de sus compañeros de trabajo.
Bicos

16 de septiembre de 2010, 11:03
mariajesusparadela dijo...

Y además de eso, informar. Al menos a mi centro de trabajo van los sindicatos a informar de las leyes, los cambios, las mejoras y los "empeoramientos".
Hay sinvergüenzas, sí, ¿dónde no hay?

16 de septiembre de 2010, 16:04
Marcos dijo...

Muy bueno, Carmen. Es algo que no debemos olvidar y hoy has hecho un ejercicio de reflexión que deberíamos hacer todos, más allá de las críticas pertinentes.
Saludos progresistas de Madrid.

16 de septiembre de 2010, 16:16
Genín dijo...

Pero es que, aun dejando los Sindicatos a un lado, es que no hay la menor duda de que a la huelga hay que ir, y desde luego está claro que han sido ellos los que la organizan.
Ya habrá tiempo de discutir sobre los sindicatos, ahora, el 29, todo cristo a la huelga!
Salud

16 de septiembre de 2010, 16:36
Neogeminis dijo...

Los sindicatos son la herramienta que le debería dar al trabajador la fuerza para reclamar sus derechos y defender sus conquistas. Puede que suceda que algunos sindicalistas no hagan honor a esa responsabilidad asumida, pero no invalida eso la importancia crucial que esas agrupaciones han tenido en la historia de los derechos laborales.

Un abrazo.

16 de septiembre de 2010, 16:57
Felipe dijo...

Ante la ofensiva política de la derecha política y mediática es bueno que la gente sepa,a través de este vídeo de UGT-Catalunya,el valor que aporta el sindicalismo a la sociedad.

Hace unos días fue Aguirre y hoy se une al coro el gallego Feijóo.

Besos

16 de septiembre de 2010, 18:29
Eastriver dijo...

Estoy de acuerdo con las cosas que se han dicho aquí, en estos comentarios, y también en el ingenioso vídeo. No discuto el papel histórico de los sindicatos. No discuto el papel (ahora sin adjetivo) de los sindicatos. Pero sí debo decir que a menudo no me siento bien representado por ellos. Y no hablo de algún sinvergüenza, que como efectivamente dice María Jesús, en todas partes hay. Hablo de otra cosa, de una actitud general, que ha hecho que haya habido momentos en que no me he sentido representado y otros en los cuales me han fallado abiertamente. Y diré más: en algunos momentos me he sentido marioneta en sus manos, ahora toca, ahora no toca, en función de oscuros y presumiblemente vergonzantes intereses. De todas formas, son no necesarios, sino esenciales. Seguramente si se gestionaran con nuestro dinero y no tuvieran que depender de otros dineros, todo nos iría mejor.

16 de septiembre de 2010, 19:13
Desclasado dijo...

Estoy de acuerdo con Genín, me llevó mi examen de conciencia: de momento el 29 hago huelga, pero el 30 habría que revisar y muy mucho en lo que se han convertido estos "sindicatos".

16 de septiembre de 2010, 19:35
Isabel Romana dijo...

Hoy por hoy, los sindicatos son lo único que se interpone entre la cara más salvaje (y próxima) del capitalismo y los trabajadores. Y eso al margen de sus defectos y fallos, que son muchos. Saludos cordiales.

16 de septiembre de 2010, 20:05
mateosantamarta dijo...

Iré a la huelga, pero me gustaría saber porqué han tardado tanto en convocarla. ¿Porqué se ha esperado a que las agresiones se hayan consumado prácticamente? Un saludo

16 de septiembre de 2010, 22:19
Moral y Política dijo...

No he ehecho otra cosa en mi vida, salvo un tramo de ella en que me dedique a la política que sindicalismo. Cuarenta y cuatro años de sindicalismo es mucho tiempo.

Los sindicatos es el instrumento más válido que pueda haber tenido la clase los trabajadores. No en todas las ocasiones y todos los sindicalistas han estado a la altura de lo que significa los sindicatos.

Por la responsabilidad que me haya podido tocar en ello en mas de un momento. Mea culpa, mea culpa.

Ahora bien, ir a la huelga el 29 trasciende a los sindicatos y a los sindicalistas. Es otra cosa, es algo más: es la dignidad de trabajador la que está en juego.

saludos

16 de septiembre de 2010, 22:51
Moral y Política dijo...

No he ehecho otra cosa en mi vida, salvo un tramo de ella en que me dedique a la política que sindicalismo. Cuarenta y cuatro años de sindicalismo es mucho tiempo.

Los sindicatos es el instrumento más válido que pueda haber tenido la clase los trabajadores. No en todas las ocasiones y todos los sindicalistas han estado a la altura de lo que significa los sindicatos.

Por la responsabilidad que me haya podido tocar en ello en mas de un momento. Mea culpa, mea culpa.

Ahora bien, ir a la huelga el 29 trasciende a los sindicatos y a los sindicalistas. Es otra cosa, es algo más: es la dignidad de trabajador la que está en juego.

saludos

16 de septiembre de 2010, 22:51
Antonio Rodriguez dijo...

Yo también dediqué casi toda mi vida laboral al sindicalismo, unas veces más activo y otras menos y siempre con una actitud critica.
Los sindicatos contribuyeron en gran medida a la restauración de la democracia en España y han sido los corresponsables de los grandes avances sociales que se han producido desde la transición democrática y también han cometido errores.
Los sindicatos son lo que son sus afiliados, en la medida que estos participan en la decisiones sindicales la ejecutoria sindical está más pegada a la realidad de los trabajadores.
Los sindicatos al igual que los partidos son intituciones necesarias en una sociedad democrática, pero en ocascions estorban al poder o a los que se se ven próximos al poder y por eso es esta escalada de ataques contra su credibilidad. El P.P. pretende que esta huelga le pase factura al PSOE para que se allane su camino al poder, pero no desea que los sindicatos salgan fortalecidos de la misma, y por ese motivo se ha lanzado a esta campaña de desligitimación de los sindicatos.
Si los sindicatos no exitieran habría que inventarlos.
Salud, República y Socialismo

16 de septiembre de 2010, 23:25
Caruano dijo...

Los sindicatos son imprescindibles en una democracia, (con sus luces y con sus sombras, como es la vida). Y el que no lo quiera ver así, tendrá que hurgar en oscuras razones para justificar su postura.
Un beso.

17 de septiembre de 2010, 0:05
severino el sordo dijo...

Son tan malos como necesarios,en manos del trabajador esta que estos mejoren con su implicacion,hay que diferenciar del delegado sindical de pie de tajo del sindicalista de sede,a veces los primeros chocan contra auntenticos muros,con todos sus defectos que son muchos la mayoria de las conquistas de los trabajadores se los debemos a ellos que en realidad somos nosotros,aunque yo en el tajo suelo tener bastantes diferencias con ellos he de reconocer que les debo bastante a los que como llamo coloquial mente ,los del huevo,saludos.

17 de septiembre de 2010, 1:08
 

2009 ·Ciberculturalia by TNB