World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

Mujeres Palestinas: Violencia callada y silenciada

26 jun. 2011


Según el primer informe de UN Women, la Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres, la prostitución y el sida ha crecido alarmantemente en los Territorios Palestinos y en Jerusalén Este.

Este primer informe, recientemente publicado, es la radiografía de un desastre doble: el de la explotación femenina, oculta bajo patriarcados y el de la enfermedad, desconocida y silenciada por los opresores. 

Palestina, con unos niveles de pobreza superiores al 20% y donde las mujeres no tienen apenas empleo, se da el mejor caldo de cultivo para la explotación. Según los datos del Palestinian Central Bureau os Estatistics, PCBS, sólo trabajan el 15,5% de mujeres palestinas en edad de trabajar, frente al 67% de los hombres. 

Las prostitutas de Palestina son iniciadas en la prostitución por sus propias familias, bien por el padre, bien por sus propios maridos. El 43% de las prostitutas casadas contrajeron matrimonio cuando tenían menos de 14 años y son estos matrimonios, legítimos ante esa sociedad, donde se da el principio de las relaciones forzadas. La mayoría de estas mujeres han sido prostituidas por sus propios maridos, para que pagasen sus deudas de juego o su consumo de drogas. 

El sometimiento de estas "esclavas" es más intenso por provenir de entornos en los que la voz de la mujer no importa lo más mínimo. El feroz patriarcado existente lleva a las palestinas a tener un papel de dependencia forzosa. Según el PCBS, el 62% de las mujeres casadas en Palestina sufre maltrato psicológico: un tercio, físico y un 11%, sexual.

La violencia doméstica es un asunto privado que no se denuncia por vergüenza o por daño al honor de la familia y el divorcio no es una opción porque las propias familias repudian a estas mujeres que al final no tienen otra salida que la prostitución. 

La legislación actual favorece esta situación. Por ejemplo, en caso de violaciones se distingue entre víctimas vírgenes y no vírgenes, siendo la pena en este segundo caso, prácticamente mínima. Por supuesto, la Polícia no es de ninguna ayuda por falta de medios, de formación y sobre todo de sensibilidad. 

Según el informe, el miedo a la reputación, las normas sociales, las tradiciones, la manera de entender el sexo y la "violencia callada y silenciada" alimentan ese caldo de cultivo de sufrimiento de las mujeres palestinas. 

A todo ello añadir la falta de protección con que estas mujeres se enfrentan al SIDA, enfermedad que está creciendo en todo el Medio Oriente y en el norte de África de una forma constante y alarmante. 

En definitiva, este informe denuncia la grave situación en que se hayan tantas mujeres en Palestinapara las que la sociedad donde viven no les ha dejado otra salida que la prostitución, de la que apenas pueden defenderse.

11 comentarios:

Miguel Ángel dijo...

Injusticia sobre injusticia, opresión sobre opresión, maltrato sobre maltrato. Lo siento pero no tengo palabras decentes que escribir.

26 de junio de 2011, 8:05
RGAlmazán dijo...

Verdaderamente lamentable. La esclavitud de la mujer en los países árabes está generalizada.
En el caso de Palestina las causas no son sólo de esa sociedad, sino de la opresión a la que están sometidos por sus vecinos, que hace que la mayor carga se la lleven las más débiles.
Besos

Salud y República

26 de junio de 2011, 9:42
mariajesusparadela dijo...

Siempre paga el más débil porque los seres humanos siempre necesitan tener a alguien más débil debajo, para paliar las propias humillaciones. Es bien triste.

26 de junio de 2011, 10:01
Isabel Romana dijo...

Es una situación muy angustiosa, sin salida aparente. ¿Cómo encontrarán esas mujeres fuerza para levantarse cada mañana, para seguir respirando, para no tirar la toalla de la vida y resistir? Ay, somos de piedra, Saludos cordiales.

26 de junio de 2011, 11:14
Jose Luis Forneo dijo...

La mujer siempre tiene una situacion mas debil y mas desprotegida en todas las sociedades. En una sociedad pobre, violentada, bloqueada, maltratada, es dificil luchar contra las injusticias, por el permanente estado de guerra. Sin embargo, en nuestros modelicos paises occidentales miles de inmigrantes vienen a salvar su situacion obligadas a prostituirse, con los medios de comunicacion vendiendo sus servicios, y con la policia y la opinion publica no solo criminalizando a la mujer, sino haciendo oidos sordos, o incluso beneficiandose, de su situacion.

Quiero decir que, si bien es cierto lo que dices de Palestina (de hecho muchas mujeres palestinas son forzadas a prostituirse en Israel, como desarrollo de la situacion general que el mundo permite de usar a los palestinos como esclavos y mantenerlos en un gran campo de concentracion), a veces comparando con nuestro desarrollado y democratico occidente, donde la situacion si que permitiria si se quisiera, si hubiera verdadera voluntad de hacerlo, erradicar la explotacion de la mujer y lograr la igualdad no solo de genero sino total, salimos nosotros peor parados.

Un saludo

26 de junio de 2011, 12:20
Felipe dijo...

Son siglos y siglos de esclavismo femenino ante un patriarcado que todo lo impone y lo abarca.

La pobreza y la miseria hacen de la mujer más dependiente para que se produzca este inmoral esclavismo.


Otro mundo debe ser posible aunque no nos va a venir de estre llamado primere mundo más interesado en la avaricia de los negocios.

Besos.Buen día

26 de junio de 2011, 12:43
Lakacerola dijo...

El mundo está fatal...no sé qué pintan estos gobernantes, tantos años en el poder, y no son capaces de arreglar nada.
Un abrazo.

26 de junio de 2011, 15:48
Txema dijo...

En los países árabes las mujeres son de segunda clase. Palestina no es la excepción.

Pero no sólo allí. En medio mundo están en igual o peor situación, si es que eso es posible.

saludos

26 de junio de 2011, 20:24
Antonio Rodriguez dijo...

No nos confundamos, la causa de la tremenda situación de represión que sufren las mujeres palestinas no es por la represión que sufren de sus vecinos israelies.
La causa está en el contexto social en el que viven. La mujer en el islam no tiene derechos solo obligaciones para con sus hermanos o maridos. Acaso nos olvidamos de la situacion de las mujeres en Arabia Saudi donde ni siquiera pueden conducir un vehiculo y nadie externo oprime a los sauditas.
El islam y sobre todo el fundamentalismo islámico es represor por naturaleza, es totalitario y aplicado a la condición de mujer es ya terrorifico, porque la mujer en el islam es solo un objeto sexual y reproductor.
Salud, República y Socialismo

26 de junio de 2011, 21:46
Dilaida dijo...

La causa es el fundamentalismo religioso, por desgracia la situación de la mujer es muy semejante en todos los países árabes y las barbaridades que cuentas se realizan en muchos de estos países, tal vez en Palestina se realicen con más frecuencia, en parte por la situación miserable en la que viven.
Bicos

27 de junio de 2011, 0:01
Genín dijo...

Da verdadero asco de esos hombres que son capaces de obligar a sus mujeres a la prostitución, da mucho asco, si...
Besitos y salud

27 de junio de 2011, 2:57
 

2009 ·Ciberculturalia by TNB