World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

SINDEscanso

22 dic. 2010


La actualidad siempre se impone y aunque esta mañana he publicado, en la madrugada como suelo hacer, un tema, a mi juicio importante, sobre el gobierno español y los transgénicos, que ruego lean, no he podido evitar, lo que tampoco he querido, hablar sobre "derechos legítimos encontrados", de ahí esta entrada hecha de forma rápida. Y es que siempre me hallo SINDEscanso

Les recomiendo este artículo de Marco Schwartz, "Un proyecto de ley que nació torcido". Aquí tan sólo un estracto:

"En este debate hay una premisa básica y es el derecho a la propiedad intelectual. Ese derecho, sin embargo, no se debe garantizar por cualquier medio, como por ejemplo con procedimientos exprés que en algún momento podrían ser utilizados abusivamente por mandatarios poco amigos de la libertad de expresión. Si hay que adoptar medidas legales contra la piratería, estas han de ser escrupulosas y extremadamente garantistas. Pero, por encima de todo, lo que se impone para abordar el problema es la búsqueda de un nuevo enfoque que invite realmente a los usuarios a hacer compatibles sus intereses con los de los creadores y la industria audiovisual. Por ejemplo, agilizando y abaratando la adquisición de productos por internet".

Dentro de toda la polémica y mi intensa lectura sobre el tema, lo he seleccionado porque me parece un artículo sereno y equilibrado. Con esta publicación me posiciono en defensa de leyes garantistas de la libertad de expresión como derecho fundamental. 

No defiendo en ningún caso la "cultura gratis", sí defiendo, y con toda la contundencia, la "cultura libre".

Rechazo que existan páginas de enlaces que hagan negocio ilegal con el trabajo ajeno. Defiendo como consecuencia, los legítimos derechos de los creadores y por tanto la protección de la propiedad intelectual.

Bien. Sin embargo, creo que el problema pasa esencialmente por realizar una importante reconversión del sector de la industria cultural  que deberá adaptarse a los nuevos tiempos y abandonar los modelos de negocio ya caducos. Aquí está el problema mayor, a mi juicio.

La forma en que ambos derechos se defienden es la que realmente ha concitado toda la polémica.  Tendrá que conjugarse la libertad de internet y la posibilidad de acceder a los contenidos digitales, y por tanto, a la cultura global, con el respeto a los credores.

También, siempre a mi juicio, debería mejorarse la propuesta de actuación judicial, incluyendo las suficientes cautelas para que no afecte, de ninguna de las manera, a los derechos esenciales del internauta. Ese es el reto de  esta reforma que habrá de tener en cuenta la sociedad de la información y el desarrollo tecnólogico que permite el acceo global a los recursos digitales.

El tema seguirá hasta que se consiga dar con una solución equilibrada garante de ambos derechos. Los nuevos tiempos exigen también soluciones comprometidas y adecuadas a ellos. Pero en todo caso siempre debe primar el derecho constitucional de acceso a la cultura, a la información y al conocimiento.

8 comentarios:

Dilaida dijo...

Totalmente de acuerdo contigo, tendrán que buscar una solución equilibrada.
Bicos

22 de diciembre de 2010, 9:10
Felipe dijo...

Estoy de acuerdo.La solución debe ser equilibrada entre los creadores y los internautas.
Besos

22 de diciembre de 2010, 10:11
RGAlmazán dijo...

De acuerdo con una solución equilibrada. Lo que no puede ser es buscar una solución solicitada por el gran hermano yanqui, para que la industria se beneficie y de paso, permitir que se pueda poner en cuarentena una web, sin decisión judicial. No vale todo. El derecho de libertad de expresión no se puede vulnerar para hacer felices a los grandes magnates de la industria discgráfica.
No al gratis total, pero no a cualquier precio.
Besos.

Salud y República

22 de diciembre de 2010, 10:11
Txema dijo...

Carmen suscribro lo que dices totalmente.

un beso rotundo

22 de diciembre de 2010, 10:43
Antonio Rodriguez dijo...

Estoy de acuerdo contigo, yo creo que el verdadero problema es el precio excesivo que se pagan por los contenidos audiovisuales.
Salud, República y Socialismo

22 de diciembre de 2010, 15:42
Criticoneando dijo...

Sabía que al final tocarías el tema. Lo sabía. Bien. Muy bien. Un abrazo

22 de diciembre de 2010, 18:06
mariajesusparadela dijo...

Mucho me temo que una desequilibrada como la Sinde speinarse, que me tiene más que mosca,no podrá encontrar el equilibrio. Incluso creo que no lo busca.
Y los trangénicos...me traen de cabeza.

22 de diciembre de 2010, 19:23
Camino a Gaia dijo...

Yo me pregunto, ¿podría ser cerrado Wikileaks amparándose en la ley Sinde?
Creo que la respuesta a esa pregunta nos puede dar una pista de hasta dónde puede ser importante la forma en que se garanticen los derechos de autor y las intenciones secundarias embutidas en las leyes.

22 de diciembre de 2010, 22:46
 

2009 ·Ciberculturalia by TNB