World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

Es difícil sonreír

14 jun. 2010


El 12 de junio se celebró el "Día Mundial contra el trabajo infantil" y los datos proporcionados por Unicef son escalofriantes: Más de 215 millones de niños son explotados y trabajan para sobrevivir, de los cuales 115 millones lo hacen en condiciones muy peligrosas.

La ONG Save de Children ha denunciado a su vez que "de los 40 millones de niños y adolescentes que trabajan como sirvientes domésticos en el mundo, cerca de 10 millones permanecen ocultos en las viviendas de sus empleadores y a veces con apenas 10 años, sufren en muchos casos condiciones de auténtica esclavitud, sometidos a interminables jornadas de trabajo y abusos".





Pienso que a veces es difícil sonreír en un mundo tan brutal en el que se dan extremos tan espeluznantes: por un lado existen más de 8 billones de euros ocultos en paraísos fiscales, y por otro 215 millones de niños trabajan para sobrevivir en condiciones de absoluta esclavitud.

Sí, es muy difícil sonreír.


De este tema también ha hablado Dean en su entrada: "Explotación laboral de niños en India"

19 comentarios:

Felipe dijo...

Y tanto que es difícil sonreir porque es para llorar.

y los sres.mercados paseándose con sus mejores galas.

No es buen lunes.Llueve y corre un airecillo que ojalá nos despeine.

Besos

14 de junio de 2010, 7:23
macgo dijo...

He leído las dos entradas, la tuya y la que recomiendas, y no puedo por menos que sumarme a todo lo que decís en ellas. A los que lo hemos visto realmente nos impresiona más.

14 de junio de 2010, 7:51
Lakacerola dijo...

No se a donde vamos a parar, son deprimentes las noticias venga de donde vengan.
Un abrazo de lunes.

14 de junio de 2010, 9:19
Ataúlfa Braun dijo...

Esas son las cosas que quedan asentadas e incluso aceptadas por las sociedades occidentales...Ciertamente, hoy no es un buen lunes.
Besos.

14 de junio de 2010, 9:42
RGAlmazán dijo...

Tremendo. Muchas transnacionales tienen como mano de obra a niños en el tercer mundo a los que pagan una miseria y así bajan sus costos, los precios y aumentan sus beneficios.

Debería estar prohibido, pero hay países, como India --lo contaba Dean-- donde es algo corriente. En fin, parece que avanzamos en algunos campos, como el tecnológico, pero seguimos demostrando una falta de conciencia tremenda.
Bastaría hacer boicot a esas multinacionales para que cambiaran su comportamiento, pero está claro que lo que interesa es que los precios sean más bajos.

Salud y República

14 de junio de 2010, 10:00
Cosechadel66.es dijo...

Si, se hace dificil sonreir... por otro lado, se arrima el hombro mejor con una sonrisa en la cara. Cambiemos el mundo, que todavia podemos.

Carpe Diem

14 de junio de 2010, 10:10
Moral y Política dijo...

Es muy doloroso. No cabría hablar en relación con este post de política, porque se trata de saber si aún queda espacio en este mundo para la fraternidad y la humanidad.

Pero es inveitable, también aquí, y con este post, de política. En India se quejan de que este años solo pueden incrementar el PIB un 7,5% frente al 10% de otros años. Se analiza y se dice sobre el bajo oder adquisitivo de su clase media, por sus salarios, con lo cual no hay empresas que se establezcan allí y vendan productos para esa clase. Su crecimiento del 10% y nuestro problema como países avanzados radica en eso, en la cantidad de trabajos realizados por niños, explotados que hace que incremente el PIB y enriquezcan a los fabricantes de manufacturas occidentales. Y eso, no se prohibe y no se boicotea.

Esa es la gran hipocresía, luego paar que venga Felipe y nos diga que hay que aumentar la productividad.

saludos,

14 de junio de 2010, 11:01
Pablo D. dijo...

Es muy duro saber que hay miles de infancias destruidas en el mundo para que nosotros podamos mantener nuestro statu social.

Si todos arrimásemos el hombro, esas vidas podían cambiar a mejor...

Un saludo!

14 de junio de 2010, 11:33
Neogeminis dijo...

El compromiso para acabar con estas cosas no nos debe impedir sonreír, aunque resulte difícil. Construir un mundo mejor implica combatir la injusticia y preservar la alegría de vivir...ambos aspectos son igual de importantes, sobre todo para la propia infancia.

Un abrazo.

14 de junio de 2010, 12:41
Antonio dijo...

El viernes fui a comprar unos zapatos… Vi unos de marca made in china, otros made in india… precio más de 100 euros. Habría que ver el coste de producción, cuánto dinero fue a manos de los obreros y qué tipo de obreros hicieron al producto, niños en buen aparte, a la par qué dinero fue a manos de las empresas, que son las que se forran con esta explotación.
Al final decidí comprar unos Fluchos made in spain por 74 euros.
Besos

14 de junio de 2010, 13:15
El dinosaurio dijo...

Triste pero real y cruda entrada.

Estoy con Adolfo, cambiemos el mundo.

Un beso guapa.

14 de junio de 2010, 13:55
periodistaenbabia dijo...

Es de penita. Y más sabiendo que con 40.000 millones de euros se acababa el hambre en el mundo.

Un saludo.

14 de junio de 2010, 15:12
mariajesusparadela dijo...

Tienes razón, pero seremos capaces de cambiar el mundo. Basta con que cada uno de nosostros se lo proponga.

14 de junio de 2010, 17:33
severino el sordo dijo...

Y nos llamamos humanos¡¡¡

Saludos.

14 de junio de 2010, 19:23
Logan y Lory dijo...

Sin olvidar, Carmen, que muchas veces son esos propios niños los que nos ofrecen su sonrisa, a cambio de nada o casi nada.

Y volvemos a repetir que la dignidad humana queda en entredicho, en tanto se sigan dando situación de explotación y esclavitud.

Un brrazo.

14 de junio de 2010, 19:47
Eastriver dijo...

Es muy difícil sonreir, es cierto. Pero al menos yo sonrío porque hay mucha gente a la que se le hace difícil sonreir: me da unas ciertas esperanzas.

Me gustaría saber qué grandes marcas se mueven en esa frontera que sabemos que existe entre trabajo digno y esclavitud (infantil o no). Se habla siempre en general pero estaría bien saber nombres. ¿Cómo es que hay tiendas deportivas en que la ropa es tan sospechosamente económica? (Por poner un ejemplo)

14 de junio de 2010, 20:48
Antonio Rodriguez dijo...

La explotación infantil es una de la mas vergonzosa lacra social de la que son directamente responsables todas esas empresas para las que la competitividad es solo cuestión de costes.
Salud, República y Socicialismo

14 de junio de 2010, 21:13
Caruano dijo...

Un cooperante me explicó una vez que muchos de esos niños esclavos son los que sacan adelante a toda su familia. Sin la miseria que les pagan no podrían sobrevivir sus padres, abuelos, hermanos más pequeños...
Quedé desolado. Y avergonzado de no poder hacer o decir nada.

14 de junio de 2010, 23:39
siempreconhistorias dijo...

Sin palabras. El tema del trabajo infantil, los temas de la infancia, como a casi todos, me tocan fuerte y dentro. Es vergonzoso que los Estados, nuestros Estados, los super Estados del primer mundo no enfrenten al mercado, no se enfrenten contra el mercado, no tomen medidas contra esas empresas... Y claro que el boicot a los productos, querido Rafael, y lo hago, como sé que usted lo hace, pero no puedo pedirle a la señora jubilada y mantenedora de cuatro generaciones que comparte rellano que ella lo haga.
Malos tiempos...
Un beso,

16 de junio de 2010, 8:45
 

2009 ·Ciberculturalia by TNB