World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

World Press Photo

En nombre de Alá

26 abr. 2009

Estos días vuelvo a sentir de cerca, de muy cerca, el sufrimiento de miles de mujeres musulmanes que en virtud de un fanatismo feroz, inculto, brutal y bárbaro, están sufriendo la sinrazón de los talibanes.

Los talibanes han encontrado en el valle de Swat, Pakistán, el lugar idóneo para imponer la ley islámica, la Sharia. Es un valle que está en una zona montañosa, de no fácil acceso y cuyos habitantes son pobres campesinos, sin ninguna evolución durante los últimos siglos. Viven como en el medievo. Es el lugar perfecto para que los talibanes impongan su barbarie, su interpretación del Corán.

Esto ocurre con el consentimiento explícito del presidente de Pakistán. Hace dos semanas, el presidente Asif Alí Zardari firmó la ley que introduce la sharia en Swat. El Gobierno de Islamabad decidió negociar con los talibanes y a cambio de cederles este amplio territorio para que hicieran lo que les venga en gana, en este caso les viene en gana implantar la sharia, los talibanes se comprometerían a no continuar con más derramamiento de sangre por la confrontación con el ejercito pakistaní. Por supuesto ya han intentado extender su territorio y lo intentarán una y otra vez, mientras puedan, mientras se les deje.

Es una atrocidad. Si ya lo es la nueva ley aprobada por el presidente de Afganistán que condena a la mujer a la vejación legal por parte de su marido, esto a mi juicio aún es más denigrante. Te dejo este espacio, un Guantánamo modelo talibán, para que hagas lo que quieras, y mientrás yo voy de demócrata en el resto de mi territorio. Qué ignominia!

Todo esto con conocimiento de las potencias occidentales que están preocupadas solo en la medida en que Pakistán es el único país musulmán en poder del arma atómica. Pero que también consienten que en el valle de Swat los talibanes construyan un estado del terror.

Mientras miles de mujeres padecen los más horribles abusos de los terroristas talibanes.

En varias ocasiones he denunciado dede aquí la imposición de la sharia a muchas mujeres musulmanas. Hoy vuelvo a hacerlo porque este último acuerdo entre el presidente de Pakistán y los talibanes me ha producido de nuevo gran consternación.

Recuerdo algunas frases lapidarias sobre el Islam de la psiquiatra siria, Wafa Sultan, frases que están lamentablemente siempre vigentes. Wafa es ex-musulmana, nacida en una familia muy conservadora. Ella se rebeló contra el Islam desde muy joven porque estando estudiando en la Universidad de Alepo, Siria, vió como fue asesinado un profesor universitario por fanáticos de la "Hermandad musulmana". Esto ocurría en el año 1979. El en año 1987 se fue a Estados Unidos, donde reside actualmente. Ha recorrido el mundo denunciando los abusos del Islam.

Según ella, el enfrentamiento no es un enfrentamiento entre religiones, es algo más profundo.

Es un enfrentamiento entre una mentalidad medieval y otra perteneciente al siglo XXI. Es un enfrentamiento entre lo civilizado y lo primitivo, entre la barbarie y lo racional, entre la libertad y la opresión, entre la democracia y la dictadura, entre los derechos humanos de una parte y la violación de esos derechos de otra.

Es un enfrentamiento entre aquellos que tratan a las mujeres como bestias y aquellos que las tratan como seres humanos.

Hay un dicho pashtun que refleja bien estos pensamientos: "Todas las mujeres son despreciables, incluidas tu madre y tu hermana".

Yo quiero llamar la atención desde aquí, desde este gran espacio, desde este poderoso medio de comunicación para que todos tomemos una postura activa y uniendo nuestros gritos presionemos a los estados, a los gobiernos, a todos los poderosos de este planeta nuestro para que les instemos a que tomen rápidas medidas en contra de esta barbarie. Por cierto, sería interesante que los países que conforman la famosa "Alianza de las Civilizaciones" tuvieran una postura activa y solidaria en este tema. No creen?

No se puede consentir que en pleno siglo XXI, muchas mujeres vivan bajo el yugo de la sharia y prefieran morir como única salida a sus males, como única esperanza para acabar con tanto horror.

El vídeo que traigo hoy aquí, "LLovieron lágrimas sobre mi cuerpo", contiene algunos testimonios de mujeres víctimas de la ley islámica. Es un testimonio más de lo que está ocurriendo ahora, en este momento en países como Somalia, Afganistán, Pakistán... en todos esos países en que "En nombre de Alá" imponen la ley islámica y atentan contra la humanidad y especialmente contra las mujeres. (No he puesto el vídeo que ha recorrido el mundo en dónde se ve como a una mujer pakistaní le azotan miserablemente. No lo he puesto por su extremada dureza)

Les ruego que se detengan unos minutos y lo vean, por favor. Si, además, tienen la posibilidad de extender la denuncia para mover aquellas conciencias, aquellas voluntades que pueden y tienen la capacidad para detener tamaña barbarie, al menos nos quedará la tranquilidad de que hicimos algo contra tanta indignidad.




17 comentarios:

cosechadel66 dijo...

Desgarrador testimonio y situación las de estas mujeres. Es horrible que en pleno siglo XXI, y mientras hablamos de dinero, o de futbol, sigan pasando estas cosas en el mundo. Empecemos a ser ciudadanos de algo más que estrechas miras sobre los terrenos que llamamos patrias o naciones y comencemos a comprender que la globalización no debería ser monetaria, sino de conciencia. Sólo desde el entendimiento del Islam moderado y de la población y de los problemas de los paises árabes, lograremos el futuro.

Carpe Diem

Por cierto, imagino que te refieres a 1987, en lugar de 1789.

26 de abril de 2009, 21:38
Selma dijo...

Carmen , con tu Permiso voy a poner este Vídeo en el Oasis con Enlace a tu Blog ... Es terrible el poder de las religiones y el uso que hacen de ella en humillar, vejar, torturar y matar a las mujeres y todo ello en nombre de un dios que ha sido creado con el único propósito del dominio de unos sobre otros, eso vale para todas las religiones pero en este caso ultrapasa los límites de la crueldad y de la igominia..
Gracias por este Post, Carmen, una vez más, soberbio en su denuncia!!!

Besos cariñosos y solidarios!!!

26 de abril de 2009, 21:44
daalla dijo...

Hoy mismo he publicado en mi blog lo que el franquismo hizo en nuestro país a las mujeres "rojas", aunque en el fondo su concepto de la mujer se parecía bastante a lo que apuntas en tu entrada. No en vano los militares "africanistas" se curtieron en Marruecos, "matando moros y violando moras", como jocosamente solían decir.
Es vergonzosa la doble moral de Pakistán y de la comunidad internacional, condenando por una parte y permitiendo por otra. Siempre tiene que haber unos desgraciados que paguen el pato de los "pactos" entre los poderosos.
Gracias por denunciarlo, si no se nos hubiera pasado desapercibido.

26 de abril de 2009, 21:52
Selma dijo...

Carmen no he dejado mi opinión sobre el mundo occidental y su actitud.. pero ya...son tantos los adjetivos...
Ya estás en :

http://amerinda.blogspot.com/?zx=431ad181db4e01d9

Tu casa y la de todos los que quieran entrar.. con sólo ponerse en contacto en el mail :
martine.mbadet@gmail.com..

Miles de gracias y de besos, Carmen..

26 de abril de 2009, 22:02
severino el sordo dijo...

La mayoria de los crimenes se cometen amparados en dios y sus leyes,y el mundo civilizado miramos para otro lado. Pakistan nuestro amigo nos ayuda a cazar terroristas,escuchas los testimonios y sientes impotencia,pero mañana ya no nos acordamos,saludos.

26 de abril de 2009, 22:23
Asun dijo...

Parece mentira que esto siga pasando en el siglo XXI, y lo que es mas terrible, que aquellos que se consideran "salvadores del mundo", lo sigan permitiendo.

Gracias por habérnoslo hecho llegar.

Un beso

26 de abril de 2009, 22:54
Logan y Lory dijo...

Uno no sabe ya como manifestarse en contra de tanto horror, tanta injusticia y tanto olvido por parte de las organizaciones mundiales o de los demás gobiernos para que presionen y pongan cerco a estos "jueces religiosos" carentes de cualquier tipo de caridad o humanidad. Deberían ser los hombres, todos los hombres del mundo, los que se unieran para protestar contra estas leyes machistas e infrahumanas.


Ya en su día levantamos la voz con rabia y con furia. Hoy volvemos a hacerlo, Carmen, de tu mano y lo haremos hasta que se cansen de escucharnos.

Un abrazo inmenso.

26 de abril de 2009, 23:19
Antonio Rodriguez dijo...

Ya conocía la cesión del valle de Swat a los talibanes por parte del gobierno pakistaní y también la ley del gobierno afgano que permite la violación de la mujer dentro del matrimonio (escribí una entrada en mi blog sobre el tema). Los talibanes no son personas son peores que alimañas y los integrismos la peor plaga que pueda existir. Quizá por esa única razón pueda llegar a justificar la intervención militar en Afganistán: para proteger los derechos humanos de las mujeres afganas.
Tiene razón Wafa Sultan no es una lucha contra una religión contra otra, es una lucha de la civilización contra la barbarie. Y en eso deberían ser inflexibles los gobiernos democráticos. No se puede permitir que en nombre de ningún dios se esclavice y se someta a vejaciones y torturas a la mitad de la población de un país.
Pero no debemos quien alimentó a la serpiente para echar del poder al régimen prosovietico de Kabul: EE.UU.
Perdonad pero yo también tengo mi guerra personal contra los talibanes y los integrismos religiosos del signo que sean.
Salud, República y Socialismo

26 de abril de 2009, 23:49
RGAlmazán dijo...

Un problema conocido, y lo que es peor: consentido. Porque los talibanes son unos salvajes, pero a Pakistán se le consiente tener su propio Guantánamo por ser amigo de los yanquis y mientras tanto en Afganistán se permite, por se gobierno amigo, la nueva ley que veja a la mujer. Y todos a tragar. De vez en cuando una crítica y a correr. Cada uno a lo suyo, y las mujeres al infierno: ese parece ser su lema.

Salud y República

27 de abril de 2009, 7:02
m.eugènia creus-piqué dijo...

Nenita, no se que decir porque me he quedado muerta, ya sabía de todas estas barbaries pero el video me ha impactado muchísimo.Siento vergüenza propia de que el mundo occidental mire hacia otro lado.Me entran ganas de llorar.Un beso Carmen.

27 de abril de 2009, 11:21
andrea dijo...

Impresionate testimonio y video!
siempre estos casos te dejan una sensasión de tristeza profunda y una impotencia extrema!

Besos y que tengas una linda semana.

27 de abril de 2009, 11:45
CharlyChip dijo...

Digo aqui, lo mismo que he dicho a Brancalua en A Viaxe, sobre el mismo tema:

Anulación es la palabra, la humanidad pura y dura del horror tras las rejas impuestas al alma.

¿Que tiene de humano ser inhumano con los semejantes? esa es la pregunta.

Si la fe más pura es esto, entonces prefiero ser simplemente humano, descreido, libre...

27 de abril de 2009, 15:57
sara dijo...

Qué horror!! Como va el mundo, en vez de ir a mejor va a peor. Tiene que cambiar la sociedad yaaa!! Es un desastre ¿como pueden hacerles eso a las mujeres?

Esperemos que el sufrimiento acabe y su sonrisa vuelva a aparecer.

Muchos besos Carmen.

Sara.

27 de abril de 2009, 20:15
Carmen dijo...

@Selma: Gracias por poner el vídeo.

@A todos: Gracias por vuestros comentarios. Lo que pasa aquí en en nuestros blogs quizás no sea determinante para que los poderosos vean y oigan, pero son pequeños gestos que siempre será mejor que existan, no os parece?
Seguimos aquí todos, unas veces con noticias sonrientes, otras con la cruda realidad.
Un beso muy solidario para cada uno de vosotros.

27 de abril de 2009, 20:27
AF dijo...

Evidentemente, doña Carmen, los llamados occidentales nos sentimos muy satisfechos acunados en esa cultura de lo estúpidamente correcto que nos hace mirar con ojos mitad ingenuos, mitad gilipollas, todo lo que los demás hacen, y nos falta tiempo para santificar las costumbres más bárbaras de los de más allá al tiempo que nos la cogemos con papel de fumar respecto a cualquier aspecto de lo de aquí.

Más falta haría la suma de muchos brazos para apartar de un empujón al desgraciado que golpea la espalda inocente y rescatar de su imperio a la mujer que lo sufre.

Un saludo.

28 de abril de 2009, 1:39
Maca dijo...

Conocía el video...de nuevo, me siento desgarrada ante el consentimiento. Dice Sara desde la frescura de su edad ¿podrán volver las sonrisas?,ojala, consigamos un mundo más justo y de igualdad
besos

28 de abril de 2009, 9:30
Odi Noyola dijo...

T.T wao waooo! ¡cuanto horro! no sabía a ke extremos sufren esas mujeres. Ahora imagino ese abuso tipo películas antiguas. Algo mencionare ¡si! sobre esto, esta entrada con el blog por su puesto. Todos los estan a favor de ese tal "Pashtun" son los desgracias, despresiables mal agradecidos, etc... Ke cosas más horribles. Wao wao! ¡Gracias eternas bonita por las oscuras ignorancias ke nos remueves con vuestra luz ♣

28 de abril de 2009, 20:20
 

2009 ·Ciberculturalia by TNB